¿Sabías que el hambre y la malnutrición impiden a las personas mejorar sus medios de vida?

ODS 2Es una espiral sin fin. Además, el cambio climático, reduce los recursos de los que dependemos para alimentarnos. Hoy casi 800 millones de personas sufren hambre en el mundo. Para ponerle fin antes de 2030, debemos empezar hoy.

¿ Y tú, qué puedes hacer?

  • Adopta una alimentación sana y equilibrada, y difúndelo. Estar bien alimentado no es comer mucho, sino hacerlo correctamente.
  • Compra las piezas de fruta y verdura que no son supuestamente adecuados por su aspecto imperfecto. Evitarás que acaben en la basura.
  • Planifica bien la compra para no tirar alimentos, congela los productos antes de que caduquen o pide la comida sobrante en un restaurante.
  • Organiza y colabora en recogidas de alimentos solidarias y haz donaciones en proyectos para la escolarización de niños ofreciéndoles una comida diaria completa
  • Promueve en tu cafetería la maravillosa iniciativa “Café Pendiente”: pagas el tuyo y uno extra, por si alguien lo necesita. En países como en Italia, muchas personas sin recursos disfrutan de un café calentito.

Tenemos que actuar ya.